Los 5 Mejores Abrelatas Eléctricos que son Realmente Funcionales y Duraderos




Si no os gusta perder tiempo o sudar la gota gorda tratando de abrir las latas con los molestos aparatos manuales, entonces vuestra salvación es el mejor abrelatas eléctrico que podáis encontraros en el mercado.

Estos aparatos resultan sumamente útiles, no sólo para no perder el tiempo, sino que también os ayuda si tenéis fuerza limitada o padecéis de alguna dolencia como el reumatismo o la artritis ya que os evita esfuerzos y el agarrotamiento de las articulaciones.

Tener en casa un equipo de estos os garantizará poder abrir hasta las latas más duras sin mucho esfuerzo y de un modo seguro.

Si definitivamente queréis comprar deberéis primero haceros un test de cuáles son vuestras prioridades. Los hay sencillos que sólo cumplen una función, pero también los encontraréis multiuso que hasta funcionan como sacacorchos, así que deberéis tener esto claro parar adquirir el que más os convenga.

 

¿Cuál es el mejor abrelata eléctrico?

Entre la oferta disponible podréis encontrar una diversa cantidad de modelos. Para elegir alguno, lo más recomendable es que establezcáis una comparativa de precio, marca, características, cualidades y así podréis tomar una decisión ajustada.

Mirar los comentarios y la opinión de quienes ya han comprado tampoco es mala idea. Por lo pronto, para tratar de ayudaros, aquí os dejamos nuestra selección, esperando que acá encontréis justo lo que estáis buscando.

 

1. Abrelatas multifunción Morphy Richards 46718

Multifuncional antideslizante

Con presentación robusta y compacta, el modelo de Morphy Richards os ofrece este abridor de latas con función para abrir también tapas, frascos y envases de plástico.

Se trata de un modelo eléctrico apto para el lavavajillas y con mango antideslizante que os hará más rápido, sencillo y fiable el proceso de abrir las latas.

Es asequible y los usuarios lo consideran un buen equipo. Como desventaja hay que decir que viene con conexión americana.

 

2. Abrelatas eléctrico Rommelsbacher DO 65

Práctico y moderno

Diseñado con carcasa de acero inoxidable y moderna plataforma robusta, este abrelatas automático cuenta con soporte de tapa magnético.

Es algo grande, capaz de abrir botellas y afilar cuchillos y sólo es apto para latas de hasta de 850 gramos.

Es costoso, pero se trata de un aparato fácil de usar, muy duradero y liviano, así que, si os gusta éste, y el dinero no es problema, tal vez entonces sea una opción a considerar.

 

3. Abrelatas Eléctrico Severin DO 3854

Sencillo y potente

Este sencillo modelo eléctrico es el menos costoso de la selección. Tiene parte superior extraíble lo que os facilita la limpieza, es de fácil mantenimiento y corta sin bordes afilados.

Se trata de un aparato liviano, de uso sencillo, compacto, pequeño, muy portable y elaborado con tecnología alemana de calidad.

Tiene soporte de tapa magnético y trabaja con una potencia de 25 vatios. Quienes ya lo tienen afirman que funciona correctamente y cumple lo que promete.

 

4. Abrebotes One Touch

Sólido y sencillo

Si estabais buscando un aparato que os permita abrir latas sin mayores problemas y con el mínimo esfuerzo, este abre cajas de pilas es lo más adecuado que podéis encontraros.

Abre los recipientes de forma automática y mantiene vuestras manos libres. Ese el dispositivo indicado si padecéis dolencias, por ejemplo, ayuda con la artritis.

Es económico y quienes ya lo tienen consideran que es un gran invento, cómodo y ergonómico que incluso supera las expectativas.

 

5. Abrelatas eléctrico BangRui

Para ambidiestros

Diseñado con materiales de buena calidad, este dispositivo inteligente opera con un sistema innovador capaz de abrir latas de cualquier tamaño.

Trabaja de forma automática, es bastante confiable, no os cortaréis. Está certificado mediante normas de seguridad de la unión europea.

Es de precio bajo y funciona con baterías. Tiene imán integrado en la tapa y mantiene vuestros alimentos limpios. Es adecuado para ambidiestros y gira automáticamente 360 grados. Es toda una adquisición y es barato.




Tipos de abrelatas eléctricos

La gran ventaja que os proporcionan los abrelatas eléctricos es que no necesitáis ser unos súper héroes con extra fuerza para poder usarlos. De hechos si sois personas con dolencias de artritis o fuerza limitada, esta es una gran opción. De hecho, entre la oferta disponible encontraréis infinidad de abrelatas con características adecuadas a cada diversos gustos. Acá os los explicamos:

  • Encimera: Tienen cuerdas y deben ser enchufados para poder usarlos, en ocasiones esas cuerdas pueden ser extremadamente cortas, aunque suficientes para el trabajo. Se les llama abrelatas se encimera precisamente porque es allí donde se colocan. Algunos modelos antiguos, algo cortos, no suelen sujetar latas muy grandes, sin embargo, los modelos más recientes tienen mayor tamaño o son más ajustables a los tamaños de las latas. Utiliza un mecanismo automático, con un pequeño motor en el abridor que os hace todo el trabajo, algunos incorporan piezas imantadas que atrapan la tapa de la lata una vez abierta.
  • Portátil: Suelen ser simples y muy portables, pequeños, compactos, podéis llevároslo a donde queráis y guardarlo en una maleta. Suelen ser eléctricos, sin embargo, también os encontraréis con versiones inalámbricas a pilas, ideal para esos viajes de playa, campamento o excursión. Vienen en innumerables estilos.
  • Bajo el gabinete: Como su nombre lo indica, este abrelatas está diseñado para ser acomodado en parte inferior de vuestro gabinete de cocina, su gran ventaja es que no ocupará un lugar extra en vuestro mostrador y no tendréis que estarlo guardando y sacando en cada usada. Suelen ser multifuncionales, tienen abridores de latas, botellas, jarras, bolsas de plástico. Su gran desventaja es, por su ubicación, la dificultad de limpieza. Y su reparación no es sencilla, en caso de que algo no esté funcionando bien.
  • Corte lateral: Trabajan cortando la lata dejando un borde suave y seguro. Son buenos porque reducen las lesiones que pudieran ocasionaros los bordes irregulares de las tapas de las latas. No son aparatos con patas, así que, después de usarlos, deberéis guardarlos en un cajón o armario.
  • Industrial y Comercial: Se trata de modelos pesados y muy duraderos diseñados, como su nombre lo indica, para uso comercial e industrial. Suelen ser usados comúnmente en restaurantes, establecimientos de comidas y bebidas, abastecedores e incluso en los comedores y clases de cocina donde deben abrirse a diario infinidad de latas. Están diseñados para aguantar uso constante. Son metálicos, resistentes al óxido y trabajan con un motor a dos velocidades. No son convenientes para uso general, suelen ser muy costosos y pesados. Superan a los modelos más pequeños

 

Qué buscar

Al momento de seleccionar un abrelatas eléctrico deberéis elegir, sin duda, de acuerdo a vuestros requerimientos, no obstante, existen una serie de elementos que resultan de mucha utilidad en estos aparatos y que debéis tener en cuenta a la hora de comprar. Acá os lo explicamos con mayor detalle:

  • Cuchillas de acero inoxidable: Son duraderas y resistentes. Con ellas garantizaréis la funcionalidad de vuestro abrelatas por mucho tiempo porque no se oxidan.
  • Mango cómodo: Las versiones manuales de los abrelatas eléctricos tienen agarraderas que os facilitan mogollón el trabajo. Imaginaros que estás en la cocina, tenéis una comida muy especial y debéis ponerle un ingrediente enlatado, todo hierve, los ingredientes están también al fuego, sólo falta el contenido de la lata para ir cocinando la mezcla, el tiempo corre, no puede pasarse de fuego, sacáis vuestro abrelatas, pero no podéis tener un buen agarre debido a vuestras manos llenas de variedad de comida. Para evitar estos dramas, los nuevos fabricantes han hecho modelos de mango muy ergonómico y sobre todo antideslizante para garantizar comodidad, agarre y celeridad en el procedimiento.
  • Tamaño razonable: Las latas no tienen un tamaño estándar, os las conseguís en versiones miniatura de escaso contenido y otras exageradamente grandes con porciones casi que para todo un batallón, por eso, los abrelatas deben temer un tamaño adecuado, o al menos ajustable, para que las latas más grandes puedan ser acomodadas sin problemas y podáis abrirlas sin ningún tipo de incomodidad. Los más destacados modelos portátiles deben ser adecuados para colocarse en cajones de cocina. No descartéis la posibilidad de comprar un modelo de pared o uno bajo el mostrador si el espacio del cajón y la encimera está corto.
  • Diseño fácil de limpiar: Lo ideal es que algunos modelos sencillos se laven fácilmente o, en el mejor de los casos, sean aptos para el lava vajillas. Los que son de encimera o montados en alguna parte de la cocina suelen tener las cuchillas desmontables para facilitar su limpieza, otros se lavan a mano, simplemente sin mayor problema y otros están diseñados de tal manera que ni siquiera tocan el alimento así que sus cuchillas se mantienen enteras y muy limpias por mucho tiempo.
  • Construcción robusta: Debe ser un producto acorde al trabajo que realiza, obviamente que no queréis un abrelatas tan pesado que ni siquiera podáis levantarlo, pero si deben ofreceros una construcción lo suficientemente estable, fuerte y resistente para no voltearse al abrir latas muy grandes. Los abrelatas manuales de alta calidad pueden girar y cortar suavemente y fluidamente incluso después de años de uso.
  • Rendimiento suave y bajo esfuerzo: Entre mejor rendimiento y suavidad, tanto mejor. No es de mucha ayuda un aparato que no podéis usar o en el que os toma una eternidad abrir una triste lata debido a su dureza, a que se desliza hacia afuera a mirad de corte o que se bloquea y dificulta el deslizamiento, así que, deberéis atentos a lo que compren. Por favor, hagan siempre una elección que os facilite la vida.
  • Un imán de tapa o pinzas: Esta opción os proporciona una gran comodidad. Suele aplicarse para aquellos abrelatas de corte superior que tienen patas y no se guardan en el cajón. Estos aparatos cuentan con un imán interno que mantiene atrapada la tapa de la lata, una vez cortada y evita que caigan en los alimentos o dentro de la misma lata. Este problema de la caída de las tapas suele presentarse en los abridores de corte lateral, ellos, no obstante, ha tratado de subsanar la falla con piezas para levantar la tapa.