Los 6 Mejores Sobrecolchones para Renovar y Mejorar el Descanso Nocturno




Desde pequeña he sufrido de insomnio y el dormir en camas duras o hundidas lo agrava. Por suerte, contar con el mejor sobrecolchón en cada cama en la que suelo dormir ha significado para mí tener un nuevo hábito de descanso.

Estos cobertores logran darle una nueva textura superficial a cualquier colchón que se sienta demasiado firme o que esté muy viejo. Desde que probé uno ni siquiera requiero de una almohada para sentir máxima comodidad.

Gracias a esto también he logrado eliminar los dolores y tensiones de hombro, espalda o cuello al despertarme.

Comprar estos colchoncillos además es una solución para no gastar un pastón en una nueva cama, añadiéndole vida útil a las que ya tenemos en casa.

 

¿Cuál es el mejor sobrecolchón?

Existen muchos tipos de cubiertas. Unas son más espumosas y dan sensación anti gravedad  o de estar durmiendo en un nido. Mientras que otras son más firmes y se adaptan a la consistencia de las camas grandes.

Pero elegir estos “topper” tiene sus claves. Lo primero es buscar un buen grosor de más de 3 centímetros al menos. Luego debemos identificar una tela respirable que se puedan lavar y que no de excesivo calor en verano o sea muy fría en invierno.

Y después de esto es que podemos buscar una buena marca, número de hilos o tipo de relleno. Para ello, esta comparativa está llena de opciones diversas en precio y funcionabilidad que os emocionará probar mientras dormís.

 

1. Topper de latex con gel de Primo Line

Transpirable y suave

Este protector de colchón viene en 6 centímetros de espuma de memoria que se amoldan a nuestro cuerpo. Es perfecto para las habitaciones calurosas pues mantiene la frescura gracias a su sistema de ventilación. Así, al ser sensible a la temperatura, absorbe el aire del dormitorio.

 

2. Topper de plumón de 2 metros de Nordiko

Ideal para invierno

Fabricado en forma de grandes cuadrados acolchados se siente como dormir sobre cientos de mantas suaves gracias as u tecnología 100 % algodon downproof.

Proporciona un confort máximo mientras mantiene el cuerpo caliente y ayuda a combatir stress e insomnio. También viene con cinta elástica para fijarlo.

 

3. Topper visco de AMUEBLALO

Con funda lavable

Os aseguro que este sobrecolchón viscoelastico proporciona una adaptación lumbar, a mí me ha quitado los dolores al dormir.

Además, es capaz de dar soporte  a la columna vertebral, recoge y envuelve sin hundir para lavarse. Un producto barato que da iguales beneficios que un colchón ortopédico.

 

4. Cubrecolchón viscoelástico 99998 de Dulces Sueños

Acomoda viejos colchones

Este lo he adaptado a una vieja cama de visitas y brinda soporte a todos mis invitados. Además, es genial para todo el año porque es reversible y tiene una cubierta para verano.  También requiere poco mantenimiento gracias al sistema anti-ácaros que evita la acumulación de bacteria.

 

5. Sobrecolchón de bambú para enfriamiento adicional de Exceptional Sheets

Súper esponjoso

Es perfecto para renovar un colchón que se sienta demasiado firme, pues no es exactamente un “colchon topper” sino una cubierta mullida.

Viene con una falda que arropa a toda la cama, siendo totalmente antideslizante. También me ha encantado que es hipoalergénico y no irrita la piel.

 

6. Lujoso colchón reversible tamaño King de Lancashire Bedding

Con gomas esquineras

Al ser extricable es el modelo perfecto para llevarlo en la maleta y adaptar nuestro descanso durante cualquier viaje. Por un lado es de algodón y por otro de lana. Tiene la densidad justa para no sentir ninguna dureza al dormir de lado o boca abajo.




Tipos de sobrecolchón

Espuma de memoria

Es uno de los topper más buscados. Este tipo de material es una espuma acolchada que se amolda al cuerpo y vuelve a su forma original rápidamente. Su densidad permite que a más espesor brinde suavidad y a menos grosor más soporte.

 

Espuma de latex

Brinda una adaptabilidad similar a la espuma de memoria pero sin tanto hundimiento por lo que elimina la sensación de estar atrapados que pueden tener algunos. Este elemento es más fácil de mantener libre de polvo por lo que es no es tan económico.

 

Camas de plumas

Añaden suavidad y no sostén así que son geniales para dar nueva vida a colchones viejos. Necesitan ser sacudidos para volver a su forma original y que no se amontone el relleno.  Son los más comunes en el mercado y fáciles de conseguir.

 

Almohadillas o cubrecamas

Se usan normalmente como protección para que el colchón no se manche y suelen llamarse colchones de almohada. Son mucho más ligeros e incluso pueden ir encima de otro sobrecolchón como cobertura o cobija.

 

¿Qué buscar en un sobrecolchón?

Comodidad

Es lo más importante pues para esto se diseñan los sobrecolchones. Esta característica se traduce en un mejor descanso y se logra brindando suavidad y adaptación al cuerpo.

 

Grosor

En este punto hay muchas opiniones. Sin embargo, lo cierto es que a mayor grosor hay menos presión.

Pero los expertos recomiendan no buscar un espesor demasiado grande porque el topper puede hundirse demasiado y si está sobre un colchón ya dañado los problemas de punzadas se traspasarán.

 

Densidad

Esta categoría depende del tipo de relleno y peso del material de fabricación.  Una densidad adecuada permite aguantar más personas y mayor tiempo sin deformarse. Además, la dureza es lo que determinará que nuestra postura al dormir sea correcta y se pueda mantener toda la noche.

 

Tamaño

Lo ideal es que el sobrecolchón sea del mismo tamaño de la cama. Si sobra espacio se puede adaptar pero no es lo más conveniente púes así tiende a deslizarse cuando hay movimiento nocturno.

 

Resistencia a las alergias

Como los cobertores suelen ser más suaves tienden a acumular más sudor, saliva y moho durante las noches húmedas. Para evitar la penetración de estas sustancian que puedan ser dañinas lo ideal es mantenerlos cubiertos y buscar materiales que estén diseñados con tecnología médica.

 

Durabilidad

Es importante también buscar un producto con garantía pues los sobrecolchones realmente buenos duran muchos años y mantienen el colchón principal intacto mucho tiempo más.

 

Video de Sobrecolchón