Los 5 Mejores Procesadores de Alimentos para que Puedas Hacer Cualquier Preparación en Casa




Créenos, nosotros también estamos cansados ya de los procesadores de alimentos que amasan mal, que dejan grumos demasiado grandes o con vasos de plástico demasiado débiles que se rompen al primer uso. Es que después uno tiene que estar haciendo esfuerzo adicional para terminar de procesar los alimentos, lo cual te deja agotado. Además de que, claro, se quedan con tu dinero y tú te quedas con un producto que no te sirve para nada.

Además, qué molesto es tener uno de esos modelos que vienen con malos diseños que hacen que los alimentos se queden pegados debajo de la cuchilla. Entonces la comida termina sin triturar, no son para nada de fácil limpieza y no cumplen con su trabajo ni remotamente. Ni hablar de esos pésimos modelos con motores que se queman a los 6 meses y quedan totalmente inservibles.

No obstante, ya sabemos la solución a todos estos problemas y te la vamos a contar ahora.

 

¿Cuál es el mejor procesador de alimentos?

El tema es que estos robots de cocina, por más económicos que sean, deberían ser de la mejor calidad, con partes duraderas y con una vida útil bastante prolongada. Por eso nosotros te traemos esta lista comparativa para que puedas comprar el mejor del mercado, aquel que tenga los mejores discos, con cuchillas afiladas que alcancen a todos los alimentos y con los mejores diseños que eviten que los alimentos se queden adheridos al fondo.

Claro que también incluimos modelos hechos por marcas de prestigio y excelente calidad y que, aun así, pueden ser realmente baratos, por lo que podrás ahorrarte bastante dinero sin tener que bajar tus estándares de calidad.

La mayoría cuenta con diferentes ajustes de velocidad que te permiten lograr diferentes texturas en casi cualquier alimento, vienen equipados con accesorios variados, con cuchillas especiales para amasar, controles táctiles, líneas guía para que no te pases del límite de capacidad, diseños compactos y excelentes materiales.

 

1. Kenwood kCook Multi CCL401WH

Un completo y lujoso robot de cocina

Este poderoso ejemplar hecho con partes de plástico y acero inoxidable te da la posibilidad de cocinar tus alimentos a 30 o 180 ºC, con funciones de sofreír y freír, así que no es simplemente un procesador más del montón. Viene equipado con un bol de 4.5 litros que da hasta para dar de comer a 8 personas, además de un tubo de alimentación de 5 discos de corte que rebana y ralla los ingredientes antes de integrarlos al bol de cocción, lo cual te ahorra tiempo y esfuerzo en prepara todos los alimentos.

Inclusive es apta para cocinar lomos de pescado de manera deliciosa y saludable, ya que viene con una bandeja de vapor de 7.2 litros de capacidad. Y aparte de eso, viene con una app gratuita que incluye más de 150 recetas. Incluye un set de herramientas completo con cuchillas, pala para remover, espátula y hasta una caja de almacenamiento.

 

2. KitchenAid 5KFP1335

Viene con empujador de alimentos y excelente capacidad

Estamos hablando de un modelo con dos boles libres de BPA y de 3.5 litros y 950 ml de capacidad cada uno. Viene equipado con cubierta para el bol, tubo de alimentación de hasta 3 piezas y un disco cortador que se ajusta desde afuera. También incluye el rallador reversible que te permite rallar cualquier alimento con mayor facilidad y de la forma que lo desees.

Este producto viene en color rojo, pesa un total de 7.8 kg y viene con potencias de 50/60 Hz y 220 – 240 voltios. En cuanto a sus velocidades, este aparato incluye el nivel 1 para los alimentos delicados, el 2 para alimentos duros o de una consistencia más difícil de procesar y el modo Pulse, que sirve para intervalos muy cortos. Cuenta también con el gancho amasador, el batidor, una palanca externa ajustable y bol antiderrame para tus preparaciones líquidas. También es un modelo de fácil limpieza.

 

3. Bosch MCM6884

Gran calidad, prestigio y potencia

Hablamos de un robot de cocina de 1250 vatios y capacidad de 3.9 litros, que viene equipado con varias velocidades y un indicador LED, así como función de corte y una turbo para procesar la comida por intervalos. Por su gran potencia es ideal también para triturar hielo y alimentos duros en grandes volúmenes.

Gracias a sus variados accesorios, como batidora de vaso, una cuchilla mezcladora y amasadora, la cuchilla profesional para alimentos y vegetales fibrosos, discos para cortar y rallar verduras en rodajas finas y gruesas, una varilla batidora para natas, merengue para tus pasteles y un exprimidor para hacer los jugos más deliciosos, así no tendrás que comprar un aparato aparte para los zumos.

Así que, recuerda, este procesador viene con todo, ya que te permite hacer tareas para las cuales necesitarías varios electrodomésticos diferentes. Además, su calidad es avalada por los usuarios y la garantía de una buena marca como Bosch.

 

4. Philips HR7762/90

Un modelo muy versátil y con accesorios

Hablamos de un excelente y recomendado artículo para la cocina con una buena potencia de 750 vatios que, si bien no va a atravesar los alimentos más duros en pocos segundos, sí te va a ayudar a hacer diferentes preparaciones, ahorrar tiempo y esfuerzo en la cocina y hasta experimentar más y ampliar tus habilidades y posibilidades en la cocina.

Viene equipado con una batidora de vaso de 1.5 litros, molinillo, cuchilla que pica vegetales, verduras y otros alimentos, gancho amasador, un disco para cremas y otros ingredientes típicos de la repostería y hasta 4 discos diferentes que pican y rallan vegetales y verduras de varias formas.

Aparte, viene con dos velocidades, modo pulse y un bol de 2 litros para preparar varias porciones en una sola sesión. Además de esto, tiene algo genial que es que puedes lavar sus accesorios en el lavavajillas, así que es de fácil limpieza.

 

5. Ufesa Activa

Modelo multifuncional sencillo y silencioso

Ahora hemos llegado al último producto de esta lista comparativa, el cual es hecho por Ufesa, un buen fabricante de electrodomésticos. Es un aparato con una potencia de 450 W, es decir, la más baja de la lista. No obstante, sigue siendo capaz de facilitar bastantes tareas de la cocina y sobre todo para la repostería, las cuales muchas veces no requieren de tanta fuerza, como preparar merengues, batir cremas ligeras o cosas por el estilo.

Su cuchilla es multifuncional y de acero inoxidable, aunque viene con otra especial para mezclas hecha de plástico. También incluye 4 inserciones metálicas para que trabajes con todo tipo de cortes y ahorres bastante tiempo preparando verduras, vegetales y cualquier otro ingrediente que deba ser previamente picado o rallado. Tiene una capacidad de 2 litros gracias a su buen recipiente de plástico que incluye la tapa. Al mismo tiempo, pesa tan solo 2.8 kg, así que es compacto.




Maneras de usar su procesador de alimentos

Existen mogollón de formas para usar un procesador de alimentos. Acá os explicaremos unas cuantas:

 

Puré de sopas y salsas

No hay nada mejor para hacer puré que un procesador de alimentos, las salsas os quedan espesas y sin grumos ¡una delicia!

 

Preparación de pestos y untables

A la hora de moler ingredientes y dejar una pasta compacta y deliciosa, pero sin grumos, el procesador es lo ideal.

 

Hacer pasta

Mezclar y compactar los ingredientes para la pasta en un procesador es casi como coser y cantar.

 

Molienda de la carne

Es la forma más segura higiénica y sencilla de obtener carne molida.

 

Hacer mayonesa casera

Un procesador es un gran aliado para hacer la mayonesa, el batido constante, con el hilo de aceite dejan un compactado ideal para este tipo de productos.

 

Picar nueces

Este trabajo puede ser un completo engorro si no contáis con el tiempo suficiente para picar. Si queréis postres con nueces, esta es una solución rápida.

 

Hacer mantequilla de nueces

Si no solamente queréis hacer finos cortes de nueces sino ir más allá, con aumentar la potencia tendréis en breve una deliciosa mantequilla de nueces.

 

Moler granos enteros en harina

Es ideal para moler pequeños lotes de harina de tipo especial. Un procesador puede ser un gran aliado en este sentido.

 

Hacer migas de pan y migas de galletas

Si queréis pan rallado al instante o moler algunas galletas para algún postre, un procesador os facilitará la vida.

 

Trituración de queso

Para hacer alguna receta con el uso de queso triturado o para colocarlo en bloques como un aderezo, el procesador os ayudará mogollón.

 

Tipos de procesadores de alimentos

Existen dos tipos de procesadores:

 

Cortador de comida

Tienen la función de troceadores y menor capacidad que los procesadores de tamaño completo. Son más baratos y caben en cualquier parte.

 

De tamaño completo

Son grandes y tienen capacidades avanzadas. Son capaces de amasar, cortar, trocear, moler, triturar. También es ideal para vegetales, rallar queso y hacer puré.

 

Qué considerar al elegir el mejor procesador de alimentos

Al buscar un buen procesador, es esencial tener en cuenta una serie de consideraciones que os ayudarán a seleccionar el adecuado, estas son:

 

Rendimiento

Es esencial verificar que el aparato sea capaz de trocear y cortar del mismo tamaño para que los alimentos se cocinen de manera uniforme. Asimismo, debéis fijaros si puede amasar, moler, hacer puré y triturar.

 

Limpieza

No os servirá de mucho un procesador que os tome horas para lavar. Lo ideal es seleccionar uno con piezas aptas para el lavavajillas.

 

Diseño

Acá es esencial mirar la cantidad de cuchillas con las que cuenta, las velocidades y la facilidad de uso que os aporta el diseño del aparato.

 

Tamaño

Esto dependerá de vuestras necesidades, el espacio de almacenamiento y la cantidad de comida que necesitáis procesar por lotes. Si tenéis espacio suficiente en la encimera y necesitáis algo potente y rendidor, tal vez uno de tamaño completo os resulte más útil.

 

Tareas de cocina

Dependiendo de lo que queráis hacer es útil seleccionar un procesador con tareas. Mirar las funciones antes de comprar también os ayudará a seleccionar aquel que ejecute las tareas, acorde a vuestras necesidades.

 

Rendimiento de la cuchilla

Unas cuchillas afiladas que sean capaces de cortar uniformemente, triturar, moler y trocear son lo ideal en estos casos.

 

Mecanismo de alimentación

Generalmente estos aparatos traen un tubo de alimentación ajustable para ir arrojando en él los alimentos. Deberéis colocar aceite o algo líquido cunado se trate de mezclas muy secas.

 

Estabilidad / seguridad

Mecanismos de bloqueos de seguridad en la tapa, bases antideslizantes y juntas selladas son una buena opción.

 

Fuerza del motor

De esto dependerá el rendimiento. Debéis procesar alimentos según sus capacidades.

 

Facilidad de uso

Algo con botones de uso y que no necesite mayores conocimientos para echar a andar es lo ideal.

 

Capacidad

Se refiere a la cantidad de alimentos que puede procesar por uso. Debéis fijaros en el empaque y comprar según vuestras necesidades.

 

Velocidades

Son esencialmente tres: encendido, apagado y pulso. Algunos incorporan otras velocidades para tareas más pesadas.

 

Controles

Esto es según vuestras preferencias, podéis elegir entre palancas, controles, botones y paneles táctiles.

 

Accesorios

Algunos, adicional a las cuchillas y envases de recogida traen exprimidores de jugo.

 

Características adicionales

Si queréis algo más versátil, uno que sea capaz de licuar y que también tenga picador de hielo tal vez os agrade.

 

Almacenamiento

Buscad uno que traiga los kits sueltos para que almacenéis por separado y no os ocupe tanto espacio.

 

Algunos consejos útiles para usar procesadores de alimentos

  • Es importante que miréis el manual y verifiquéis cuáles son las funciones que realiza y cuáles no para que os hagáis una idea de su rendimiento.
  • Debéis evitar dejar la máquina con grasa después de usarla. Limpiarla en casa uso mantendrá a tope las condiciones de higiene y alargaréis la vida útil del aparato.
  • Para evitar adherencias, sobre todo de ingredientes muy secos en las cuchillas, rociad un poco de aceite antes de empezar a procesar los alimentos.

 

Video de Procesador de Alimentos