Las 5 Mejores Planchas de Vapor Vertical para Ropa

Dicen por ahí que “por la facha y por el traje, se conoce al personaje”, así que más vale andar siempre arreglados. Teniendo la mejor plancha de vapor vertical en casa, eso ya no es un problema. La practicidad, rapidez y comodidad de estos electrodomésticos para alisar y mejorar el aspecto de la ropa es increíble. ¿Habéis probado alguna?

Actualmente, cada vez más personas poseen una plancha de estas, sobre todo quienes viajan mucho por negocios y trabajo. Y es que, además, hay modelos pequeños que caben perfectamente en el equipaje. Incluso, sus prestaciones son superiores a las de las planchas convencionales. Las vencen en velocidad de alisado y en el cuidado de las telas. Nadie quiere estropear su ropa ¿Cierto?

Evitando el gasto de un servicio de plancha y protegiendo las prendas os ahorráis, a largo plazo, un montón de euros. También, el hecho de que estos modelos sean tan rápidos y fáciles de usar, beneficia a cualquiera en términos de puntualidad. Si vais saliendo tarde al curro, no os podéis dar el lujo de demorar demasiado planchando el pantalón y la camisa.

Os las han recomendado antes. Os habéis decidido a comprar una, pero no sabéis cuál. En realidad, hay muchos modelos de distinta marca y diferentes tipos. Para escoger hay que tener en cuenta primero vuestras necesidades, luego el precio (si es económico o asequible), también que sea de buena calidad.

Adicionalmente, un punto importante es la opinión de otros usuarios sobre una plancha determinada. Si está bien valorada luego de un test, vale la pena probarla. Teniendo en consideración todas estas sugerencias, nos hemos tomado el tiempo para ofreceros una comparativa con las mejores planchas de vapor vertical del mercado.

Con esta breve lista a la mano, podréis saber las características que debe reunir una realmente buena y tomar vuestra decisión ¿Vale?

1. Plancha de vapor vertical SteamOne Autre h18b

Es un modelo de piso con un diseño muy elegante. En 60 segundos está lista para usar sobre cualquier tejido. Incluye ruedas para moverla fácilmente y un perchero para colgar la ropa.

Tiene 2 velocidades de planchado con flujo de vapor de 40 g/min. y una potencia de 1800 vatios. Su capacidad es de 1.8 litros y el fabricante garantiza autonomía ilimitada. Cuenta con un sistema anti cal.

2. Vaporisador vertical Aigostar

Este lindo vaporizador de ropa tiene un agradable aspecto y además posee una placa XL de acero inoxidable para un planchado más rápido. Incluye una tapa para fragancias, ideal para perfumar cada prenda con vuestro aroma preferido.

Los aceites esenciales valen. Es segura para usar sobre ropa de seda y otros tejidos delicados. Agrega un guante protector. El depósito extraíble de agua tiene capacidad de 2.0 litros.

3. Plancha de vapor vertical Rowenta Master Precision 360

Muy práctica para almacenarla después del uso por su percha rotativa y de altura regulable.

Tiene potencia de 1500W y genera 30 gr/min de vapor. Se calienta en menos de un minuto para comenzar a planchar e incluye accesorios para alisar pliegues de un pantalón, cepillo para limpiar tejidos y un concentrador de vapor. Tiene autonomía de 80 minutos y con el calor desinfecta y elimina olores.

4. Plancha de vapor vertical Novohogar

Compacto y portátil este cepillo de vapor de mano elimina arrugas, olores y desinfecta la ropa. Perfecto para retoques rápidos cuando hay que salir y no hay tiempo de planchar con calma.

Tiene un asa ergonómica y un gatillo con dos posiciones. Su capacidad es de 1.2 litros y el depósito es fácil de rellenar. Incluye un gancho para colgar en puertas y un par de cepillos para ropa delicada y gruesa.

5. Plancha de vapor vertical CIRAGO

Esta versión de plancha vertical es ligera y portátil, perfecta para llevar en el equipaje. Se activa en 45 segundos para usarla rápido. Carga 2.2L de agua y viene con enchufe europeo. Garantiza la eliminación de 99% de las bacterias y ácaros.

Sirve para refrescar, proteger, prolongar y cuidar la vida de las prendas, cortinas y tapicería de los muebles. Muy práctica para tenerlo en casa.

Guía de Compra de plancha de vapor vertical

¿Qué es una plancha de vapor vertical?

Se trata de un equipo de uso doméstico realmente útil para eliminar las arrugas de la ropa sin maltratarla. A diferencia de las planchas convencionales que aplastan y calientan (a punto de quemar) las telas, el vaporizador de ropa, como también se le conoce, usa otro método más seguro.

Si os preguntáis cómo funciona, he aquí la respuesta. Mediante la expulsión de vapor, el aparato consigue relajar los tejidos y suavizar las hebras para que se liberen de la contracción y las arrugas. Ese mismo humo del agua caliente, desinfecta y cuida la ropa y hasta la despeja de malos olores, bacterias y ácaros.

Por ejemplo, los abrigos de invierno que pasan unas temporadas en el guardarropa, con una pasada de la plancha vertical recobran su buen aspecto y se les quita el aroma ha guardado. Las prendas delicadas de algodón y de seda agradecerán que uséis este tipo de vaporizadores. Durarán mucho más en buen estado.

Eso sí, no todos son iguales. Existen de mayor o menor tamaño y diferentes características adicionales. Es el usuario quien debe elegir el que más le convenga.

Conoced los tipos de plancha de vapor vertical

Básicamente hay dos clases de vaporizador de tela, pero casi puede existir un tercer tipo cuando se añaden características especiales.

  • De piso: Son los de mayores dimensiones. Su motor va en el piso y cuentan con una manguera que conduce el calor hasta la placa que expulsa el vapor. Suelen incluir una percha para colgar la ropa que será planchada, un cable de alimentación y un depósito de gran capacidad para el agua. Hoy en día se usan mucho en casa, pero su origen está en las sastrerías y boutiques donde necesitaban que cada pieza luciera en perfecto estado.
  • De piso: El vaporizador de mano es una versión más pequeña de la plancha. Está recomendado para personas solteras, estudiantes o para quienes se van de viaje frecuentemente. Su capacidad es mucho menor a la de los modelos de piso, pero es realmente práctico para retoques rápidos.
  • Accesorios: Los complementos que se añaden a estas máquinas pueden hacerlas aún más eficientes. Algunas traen dispensadores de aromas para que el usuario pueda agregar a ellas las fragancias de su preferencia. Esto permite perfumar la ropa y sentirla más fresca y agradable. Los cepillos también pueden ayudar a limpiar mejor la ropa.

Ventajas de la plancha de vapor vertical que no conocéis

Aunque tal vez sepáis detalles básicos sobre ellas, como su funcionamiento con vapor y que la mayoría son portátiles, quizá se os pasen por alto algunos de los siguientes beneficios de las planchas verticales.

  • Portabilidad: Las grandes y de piso traen ruedas para que podáis ubicarlas donde más os convenga. Además, su percha es en ocasiones plegable para reducir su tamaño y entonces sea más fácil guardarlas cuando no estén en uso. Por otro lado, las pequeñas de mano son livianas y caben perfectamente en el equipaje. De esta forma, los viajeros pueden garantizarse su ropa sin arrugas en cualquier momento y lugar.
  • Fácil de usar: No hay mayores complicaciones. Si podéis llenar el depósito de agua y presionar el botón de encendido, lo demás será empezar a pasar el vapor sobre la ropa. Sumamente fácil.
  • Eficiente y ahorradora: Luego de hacer la inversión inicial, el ahorro en euros que lograréis evitando los servicios de plancha será importante a largo plazo. Además, como el proceso es más rápido que con una plancha convencional, también ahorraréis tiempo.
  • Multiusos: El sistema que usan estas planchas vaporizadoras verticales permite refrescar, desinfectar y alisar cualquier clase de tejidos. Por eso, además de mejorar el aspecto de vuestra ropa, podéis usarlas para limpiar la tapicería de los muebles y cortinas.
  • Restaura la ropa: Existen telas tan delicadas que se arrugan fácilmente y no se pueden planchar con plancha tradicional. Si lo hicierais las veríais pegadas al acero y quemadas sin más remedio. El vaporizador de ropa os evita pasar por ese mal rato. Además, las prendas que suelen encogerse con el lavado y perder la forma, podréis volverlas a su estado inicial, relajando las fibras con la plancha vertical.
  • No más ropa rasgada y desgastada: Hay algunas prendas y telas que no pueden sumergirse en la lavadora. Deben limpiarse a mano o en seco porque si no se rasgan o desgastan. Para prevenir esos problemas, es perfecto el vaporizador de tela.
  • Olvidaos del lavado en seco: Aquellas prendas, cojines, almohadas y peluches de los peques que no puedan sumergirse en agua, podréis limpiarlos con el cepillo de vapor. Os olvidaréis para siempre de los servicios de lavado en seco y los euros que gastabais en ello.
  • No hacen falta químicos para planchar: Ni para planchar ni para limpiar ciertas telas. Los muebles se asean fácilmente usando estos aparatos, al igual que las cortinas. No necesitaréis detergentes ni químicos adicionales para limpiarlos.

¿Qué buscar en una buena plancha de vapor vertical?

Con tantos modelos, marcas y precios puede resultar confuso escoger la más adecuada. Para ello os dejamos esta lista de funciones y características que debe reunir la mejor.

Tamaño y peso

Todo depende del uso que vayáis a darle a vuestra plancha. Si pensáis tenerla en casa, en un lugar cerca de la lavadora y tenéis suficiente espacio podréis haceros con una de las más grandes. Mayores dimensiones garantizan más potencia, más capacidad en el depósito de agua y mayor autonomía. Podréis tener largas sesiones de planchado con toda la ropa que lo requiera.

Por el contrario, si necesitáis llevarla con vosotros de viaje, para mantener sin arrugas vuestra ropa, necesitaréis una más pequeña. Eso implica menos capacidad, potencia y autonomía pero os garantizará una ropa presentable mientras no estéis en casa. Claro que tendríais que rellenar el tanque más seguido.

Funcionamiento

La potencia y cantidad de vapores expulsados por minuto son puntos a considerar. Un rociado débil, tal vez no sea muy eficiente. Además, si no os gusta esperar demasiado y soléis estar apurados os hará falta una plancha que se caliente rápido para empezar a trabajar. Las mejores pueden hacerlo en tan solo un minuto o menos.

Comodidad para usarla

Si es de mano, que sea ligera cuenta para poder durar el tiempo necesario de planchado sin cansarse. Para ambos modelos, de mano o de piso también es preferible un asa ergonómica que permita sujetarla cómodamente.

Una percha giratoria y plegable, es igualmente una ventaja para no luchar con el aparato mientras os movéis para alisar la ropa. Un cable largo permitirá enchufarla en cualquier lugar.

Que venga con ruedas

Los modelos de piso aunque no pesan toneladas, suelen ser más pesados que los de mano. Para poder moverlos de lugar y guardarlos al dejar de planchar, lo mejor es que traigan ruedas. Fijaos que sean buenas y resistentes. La idea no es que se tranquen cuando rodéis el aparato.

Colgadores o bastidores

Para todas son importantes los colgadores o bastidores. Las de piso usan ambos para colgar las prendas que se van a planchar. Las de mano incluyen colgadores para pegar en superficies verticales como las puertas y así poder alisar la ropa más fácilmente.

Depósito de agua (remoción y capacidad)

Su tamaño dependerá de la clase de vaporizador que compréis. Mientras más grande mayor autonomía para planchar por más tiempo, sin necesidad de rellenarlo a cada rato. Claro que eso hará que el equipo sea más pesado y menos “portátil”. Por lo menos, no servirá para viajar si es demasiado grande.

Por otro lado, si es removible, podréis limpiarlo sin complicaciones y alargar así la vida del aparato.

Temperatura y potencia

No siempre la temperatura y la potencia van de la mano. Una plancha verdaderamente eficiente será aquella que caliente más usando menos energía. Así que tomad en cuenta aquellas que ofrezcan mayor calor.

Cuando es así, es más sencillo alisar los pliegues y arrugas que se producen en las telas complicadas. ¡Vamos! que hay telas difíciles. También, el calor asegura una mejor limpieza y combate más eficazmente los ácaros y las bacterias que puedan estar alojados en las fibras. Eso a su vez eliminará más rápido los malos olores.

Apagado automático

Esta es una función muy importante que no debéis pasar por alto. Cuando estamos apurados por salir, planchamos de prisa, nos vestimos y a la calle… y ¿si olvidamos apagar la plancha? ¡Menudo problema! Si el tanque llegara a secarse con la máquina encendida se dañaría el motor. Así que mejor buscar un modelo que se apague de forma automática.

Cables

Resulta muy incómodo que la plancha tenga un cable de alimentación demasiado corto. En casa podéis buscar un alargador para llegar al enchufe. Pero ¿Cómo haríais en una habitación de hotel cuyo único enchufe está el baño?

No se haría muy fácil para planchar allí dentro. Procurad siempre que el vaporizador que compréis tenga un cable largo.

Video de plancha de vapor vertical

© Copyright 2019