Los 5 Mejores Guantes de Musculación para Hacer Ejercicio Sin Lastimarte las Manos

Al practicar entrenamientos generales, culturismo o hacer actividades deportivas y gimnásticas, es importante contar con el equipamiento apropiado para prevenir lesiones. Por eso, muchos atletas buscan los mejores guantes de musculación y así protegen sus manos durante los ejercicios de resistencia.

Puede resultar muy conveniente, por ejemplo, usar guantillas con efecto antideslizante para hacer barras, crossfit o para dominadas. Si asistís con frecuencia al gym, seguro os ha pasado que las manos sudorosas no os dejan sujetar bien las pesas o al menos habéis sentido que se resbalan. Es normal que ocurra.

Incluso, es riesgoso porque se os podrían caer las pesas y podríais lastimaros una muñeca o ambas. Portar guantes de entrenamiento fitness no es un hábito obligatorio. Por el contrario, cada quien puede usarlos o no, según se sienta más cómodo. Sin embargo, estas prendas deportivas ayudan mucho a quien decida llevarlas.

Eso sí, hay que saber escoger para no invertir el dinero en unos guantes que no os vayan a servir después.

 

¿Cuál es el mejor guantes de musculación?

Un guante de musculación suele tener varias características que debéis considerar antes comprar el par. Por ejemplo, el material de elaboración, si son transpirables, impermeables, etc. Tal vez veáis en locales deportivos o vía online muchos modelos bonitos pero… ¿Son realmente los apropiados?

Dado que hay gran variedad en el mercado, de distinta marca, garantizando buena calidad y un precio inmejorable, se hace necesario saber la opinión de otros usuarios para poder seleccionar mejor.

A fin de ayudaros en esa búsqueda, hemos preparado una lista comparativa con los 5 mejores guantes de musculación que además son de precio asequible o económico. Podéis revisarlos y así tener mayores nociones de lo que deben ser estos accesorios para el workout.

Y si luego de mirarlos aún tenéis dudas, os recomendamos leer más abajo en este artículo algunos consejos e información adicional sobre los guantes de entrenamiento y cómo escogerlos.

 

1. Guantes de gimnasio con muñequera RDX WGPL

De cuero metálico

Su diseño es muy bonito y su material de elaboración es de un cuero metálico con aspecto moderno, de alta tecnología y durabilidad.

Viene con tela Amara de tejido elástico de 4 posiciones para ajustarse bien a la mano y su movimiento.  Incluye un tratamiento digital para un agarre sólido y prevención de callos y suciedad.

 

2. Guantes de fitness RIMSports

Multi-uso para hombres y mujeres

Tienen la ventaja de ser unisex. Son para el fitness y sirven para hombre y para mujer. Su material es ligero por lo que permiten un entrenamiento cómodo, aunque también funcionan para el levantamiento de pesas y para crossfit.

Completamente multi- usos se adaptan para prácticas de  remo, halterofilia, dominadas, máquinas de poleas, etc.

 

3. Guantes Farabi Fitness Gear

Cómodos y transpirables

Están fabricados con cuero genuino y silicio en las palmas para una acción antideslizante. Son fáciles de poner y quitar e incluyen soporte en las muñecas con cierre de velcro.

Poseen mallas que los hacen transpirables. Con ellos se puede practicar culturismo y entrenamiento fitness en el gym. Tienen la rigidez necesaria para el levantamiento de pesas.

 

4. Guantes de levantamiento de pesasGrip Power Pads

Para agarre más fuerte

Son guantes exclusivos para hombre y prometen un agarre más fuerte y natural. Protegen contra callos y ampollas. Cubren la palma y el dorso completo de ambas manos y gran parte de los dedos para mayor seguridad.

Incluyen material antideslizante. En los dedos tienen diseño curvo y ergonómico. Sirven para el gimnasio, crossfit y levantamiento de peso.

 

5. Guantes de levantamiento de peso Nordic Lifting

Con apoyo de muñeca integrado

Estos son perfectos para el levantamiento de pesas, crossfit, entrenamiento, ir al gimnasio, el levantamiento de potencia y otros entrenamientos pesados.

Proporcionan buen agarre tanto para hombres como para mujeres. Vienen en diferentes tallas e incluyen una cantidad justa de relleno para brindar protección contra callos y ampollas sin comprometer la libertad de movimiento.




¿Qué son los guantes de musculación?

También reciben otros nombres como, por ejemplo, guantes para levantamiento de pesas, guantes para fitness o guantes de gimnasio. Se trata de prendas deportivas pequeñas que puede llevar cualquier persona que desee ejercitarse usando distintos aparatos de entrenamiento.

Su propósito es justamente proteger ambas manos y las muñecas de lastimaduras, ampollas y callos que suelen formarse por el roce con los instrumentos de ejercicio.

Esa protección es un punto clave y muy importante, pero lo mejor de todo es que no es la única ventaja que proporcionan. De hecho, resulta tan ventajoso utilizarlos que no son una tendencia reciente. No es una moda de tan solo unos meses atrás.

Los guantes para gimnasio son casi tan antiguos como el Partenón. Los antiguos griegos y romanos los usaban para su seguridad durante los juegos. Ya más hacia nuestros días, se hicieron populares en las Olimpíadas de Atenas de 1896.

La verdad es que actualmente, casi todos los atletas los llevan para cualquier rutina de entrenamiento y sus diseños han mejorado, no solo en calidad y prestaciones, sino en estética también.

Hay diseños femeninos que son una pasada para las chicas, algunos unisex y otros con colores y horma masculina. Claro, existen también de diferentes tallas y niveles de cobertura de ambas manos, entre otras características que serán relevantes a la hora de comprar un par de ellos y llevarlos al gym.

 

Conoce los increíbles beneficios de usar guantes de levantamiento de pesas

Para que tengáis claro por qué la mayoría de los practicantes de culturismo, fitness, crossfit y otros deportes usan estos guantes protectores para ejercicio, aquí podréis ver la lista con algunas de sus ventajas.

 

Mejor agarre

La sujeción firme de las pesas es muy importante, no solo por un tema de seguridad sino también porque así el ejercicio produce mejores resultados y el rendimiento es mayor. Si las agarráis bien y hacéis la rutina como debe ser, obtendréis esos poderosos músculos que buscáis.

Claro, que un buen entrenamiento nos hace sudar hasta en lugares innombrables y nuestras manos no se quedan atrás. Ese sudor hace que perdamos firmeza en el agarre de cualquier aparato o pesas que estemos usando en el gimnasio. Todo suele deslizarse incómodamente, aunque hay que acotar que para algunos eso no es un problema.

De todas formas, si para vosotros sí lo es, los guantes lo resuelven. La mayoría de ellos están provistos de algún material antideslizante en las palmas y los dedos para prevenir que se os resbale el equipo de entrenamiento, sea haciendo barras, pesas, dominadas, etc.

Habrá entonces menor posibilidad de caídas o de que alguna mancuerna os caiga en los pies. Vuestra única preocupación será el número de repeticiones para tonificar y ganar masa muscular.

 

Evitan ampollas y callosidades

Si alguna vez habéis sufrido de cualquiera de las dos, sabéis que no son nada agradables, que pueden ser dolorosas  y que pueden infectarse y empeorarse cada vez más.

Es muy común que el roce con las barras o las pesas las haga aparecer. La repetición del ejercicio y la fricción hace que cualquier par de manos suaves pierdan su lozanía y se tornen sensibles (en el caso de las ampollas) o duras y ásperas (a causa de los callos).

Llevar los guantes evidentemente las protege y previenen la formación de cualquier dureza o lastimadura en las palmas y los dedos. Permiten estar más cómodos y entrenar sin molestias.

 

Resistencia y presión

Hacer una rutina con unas manos desprotegidas imprime sobre ellas más presión de la necesaria porque el peso, sea de las mancuernas o del propio cuerpo, recae sobre ellas directamente.

La ventaja de los guantes en este aspecto es que, al ser acolchados, amortiguan la presión y el portador, al sentirse más cómodo, puede rendir más y exigirse más.

 

Protección para las muñecas

No solo las palmas y los dedos resisten la presión y el peso cuando se someten al ejercicio, las muñecas también llevan su cuota. Con muchísima frecuencia se pueden producir lesiones en estas articulaciones por una mala posición al hacer resistencia con las pesas o al subir a las barras.

En realidad, esas lesiones tienden a ser muy dolorosas y quitaros el ánimo de seguir entrenando, al menos por unos días. Más vale las muñecas protegerlas con algo.

Hay quienes utilizan una muñequera en cada mano, pero algunos modelos de guantes para entrenamiento vienen con una correa ajustable. Esa correa elástica envuelve las muñecas brindándoles protección anti lesiones.

Funciona casi como un tendón o ligamento adicional, que proporciona el apoyo o soporte necesario al momento de hacer el esfuerzo.

 

Mayor capacidad de levantamiento

Tal como lo mencionamos al hablar de la resistencia y presión, en el acolchado de las guantillas o los guantes recae parte del peso durante el ejercicio. Eso permite distribuir mejor ese peso hacia los brazos, hombros y espalda y que nuestras manos no lo aguanten solas.

Eso, asombrosamente, os permite levantar cualquier pesa con mayor eficiencia para un entrenamiento más duro y productivo. Los que más ayudan en esto son los guantes con correa ajustable.

 

Estos son los tipos de guantes de musculación

Para poder escoger los más apropiados según vuestras necesidades, lo más razonable es que conozcáis las diferentes clases de estos accesorios deportivos. Básicamente son cuatro clases que pueden estar mezcladas entre sí. Se diferencian por sus niveles de cobertura de las manos y de protección para las mismas y las muñecas.

 

De levantamiento de pesas con correas (Soporte para las muñecas)

Los de este tipo incluyen una banda elástica ajustable con velcro para acomodarlos mejor en ambas manos y las muñecas. Ofrecen protección especialmente a las articulaciones para prevenir lesiones y aumentan la fuerza de agarre para sujetar con mayor firmeza barras y pesas.

 

De entrenamiento sin correas (Sin soporte para muñecas)

Para quienes soportan más peso y ya tienen tiempo entrenando tal vez no sean tan necesarias las correas de protección. Estos guantes son un tanto más ligeros y relajados y claro que dan mayor libertad de movimiento a las manos.

Suelen ser muy ergonómicos, respirables y cómodos, tanto que a veces quien entrena ni siquiera recuerda que los trae puestos.

 

Sin dedos

Son los de uso más frecuente en los gimnasios, sobre todo porque sirven perfectamente para proteger las manos de callos y ampollas pero dan más libertad a los dedos para sujetar cosas.

Por ejemplo, si os gusta escuchar música con algún dispositivo mp3 durante la rutina para activaros más, no tendréis que quitaros los guantes para cambiar la canción o ajustar el volumen.

Además, aunque la mayoría de los guantes son transpirables, estos en particular dan mayor sensación de frescura en las manos.

 

Con dedos completos

Si el plan de entrenamiento exige demasiado, tal vez sea más apropiado el uso de estos guantes que garantizan protección a la mano por completo. Son 100% contra ampollas y callos porque cubren no solo las palmas sino también los dedos en su totalidad.

Por lo general, poseen un diseño antibacteriano que no acumula sudor ni olor, precisamente para conservar totalmente la salud de las manos.

 

Guantes vs. guantillas ¿Cuál es la diferencia?

No son la misma cosa. Mientras que los guantes cubren gran parte de las dos manos, incluso cuando son sin dedos,  las guantillas solo van por debajo de ellas.

Se colocan en las palmas y se ajustan casi siempre con cinta de velcro sobre el dorso de las manos, dejando libres los dedos y permitiendo la respiración total de la piel. Su función es simplemente interponerse entre el equipamiento del gimnasio y vuestras manos, para cuidarlas del roce por repetición de las rutinas.

 

¿Cómo deben ser unos buenos guantes de musculación?

Si os habéis decido a comprar un par de guantes de entrenamiento fitness para vuestra próxima visita al gym, no podéis hacerlo a ciegas. Debéis guiaros por las características más importantes que deben reunir para lograr así que ese workout sea más que efectivo.

Para que elijáis sabiamente, aquí está todo lo que debéis buscar en unos buenos guantes o guantillas para levantar pesas:

 

Agarre o sujeción

Es una de sus principales funciones junto con la protección que ofrecerán a las manos. La idea de llevarlos puestos es que se interpongan entre el material de los equipos del gym y las manos sudorosas. Así evitarán que las cosas se os resbalen y podáis sujetarlas con mayor firmeza.

Un buen par de guantes debe obligatoriamente incluir material antideslizante en el espacio que corresponde a las palmas de las manos y por debajo de los dedos.

Si podéis sujetaros bien de las barras o levantar con seguridad las pesas y mancuernas, no solo haréis un ejercicio más eficaz sino que también os protegeréis de posibles lesiones.

 

Flexibilidad

Esta característica depende del ejercicio que vayáis a practicar. Por lo general, que los guantes sean flexibles hace que los movimientos de ambas manos sean más cómodos. Os permite cambiar fácilmente de posición y adoptar la postura correcta para el entrenamiento eficaz.

Sin embargo, para evitar lesiones durante el levantamiento de pesas grandes, lo mejor es que posean cierta rigidez. Así  se protegerán tendones y ligamentos y no se producirán las dolorosas torceduras de muñeca, que pueden llevar a esguinces o males peores.

 

Material respirable

El sudor no tarda en aparecer cuando se lleva a cabo un plan de ejercicios de intensidad media a fuerte. Por eso es necesario poseer un par de guantes que toleren esa cantidad de agua que recibirán y que expulsen el calor que se generará en las manos.

La idea es estar cómodos ¿no?

Los guantes de cuero, a menos que tengan un diseño especial que incorpore malla en algún lugar, no son realmente muy transpirables, aunque suelen proteger bien contra ampollas y callosidades.

Es frecuente hallar modelos hechos en nylon, que son bastante flexibles y respirables. Podrían resultar cómodos en ese aspecto y para dar más libertad de movimiento aunque su nivel de protección a cada mano no es el de mayor nivel.

También los hay fabricados en neopreno, que tienen un poco de cada cosa. Son de superficie respirable, es decir, mantienen las manos con sensación de frescura y las protegen bien del roce.

La selección del material dependerá de lo que necesitéis. Cada caso es diferente. Habrá quienes necesiten una buena protección contra la fricción, otros quizá prefieran un poco menos de esto y menos calor y sudor en las manos.

 

Acolchado y soporte

La comodidad es una de las mayores prestaciones que buscamos en los guantes para entrenamiento. Si son acolchados absorben y amortiguan parte del peso que recae sobre ambas manos durante los ejercicios y mejoran el rendimiento.

Además, si incluyen el soporte de las correas en las muñecas y almohadillas de gel, la seguridad para ambas manos se incrementa. Lo no que no debéis pasar por alto es que mientras más soporte y acolchado tengan, menor será la flexibilidad.

Por eso este es otro punto a evaluar, dependiendo del nivel de exigencia y de los ejercicios que se harán durante los entrenamientos.

 

Durabilidad

Es uno de los aspectos muy importantes porque, son accesorios que deben aguantar el mal trato que les daréis. El roce, la repetición, pesa arriba y pesa abajo, una y otra vez, esas costuras y ese material deben poder resistir la intensidad de vuestros ejercicios.

En concreto debéis aseguraos que los acabados y el material de fabricación aguanten la presión, la fricción y el sudor que estarán presentes cada que los utilicéis.

 

Diseño y colores

Tanto los guantes como las guantillas han evolucionado en su diseño y estética. Podréis encontrar los que se adaptan a la complexión y estética femenina tanto como para contextura y requerimientos de los caballeros.

No está de más poder combinar los colores de vuestros guantes con vuestra ropa deportiva. Sentir que lucís bien con ellos no está mal, es incluso un incentivo para lograr un mejor desempeño deportivo.