Los 6 Mejores Aires Acondicionados Portátiles para Mantener la Frescura en la Casa o la Oficina




En ocasiones, mantener la frescura en el ambiente, sobre todo en verano, es un completo desafío, más aún cuando quieres hacerlo sin modificar la estructura arquitectónica de los espacios que habitas, ya sea en la casa o la oficina.

Para responder a esta plegaria conseguir el mejor aire acondicionado portátil que esté en la oferta disponible puede ser tu salvación. Y la mayor ventaja es que puedes moverlo donde quieres y con él, toda su frescura para que no te agobie el calor.

Los aires portátiles son sumamente útiles, en especial en aquellos lugares donde requieres una climatización adecuada, pero no puedes cambiar la estructura del inmueble.

Al momento de comprar debes tener en cuenta las cualidades de este dispositivo y lo que realmente necesitas de él. Es importante que revises los modelos disponibles, establezcas una comparativa de costo y características y te decidas por el que sea el más adecuado para ti.

Ya que supone una inversión considerable es oportuno que evalúes si para tus necesidades será suficiente con un aparato equivalente o si necesariamente la agobiante temperatura del sitio donde te encuentras amerita un aire portátil.

 

¿Cuál es el mejor aire acondicionado portátil ?

A la hora de elegir debes también tener en cuenta sus otras cualidades para que selecciones el que más de ajuste a tus necesidades y te resulte más económico.

Nosotros hicimos un test, revisamos los modelos que hay en el mercado y elaboramos esta pequeña lista que, estamos seguros, te servirá para que tomes la decisión correcta.

 

1. Daitsu APD12HRV2

De fácil instalación

Este modelo, es más bien un equipo de ruido moderado ya que tiene un nivel que oscila entre los 65 decibelios, más elevado que otros parecidos.

Se trata de un dispositivo fácil de instalar, tiene buena movilidad con sus cuatro ruedas giratorias y viene con mando a distancia para configurar sus funciones

Es pequeño y compacto y está categorizado en el rango de refrigeración clase A, tiene cuatro velocidades de ventilación que arroja un aire climatizador según tus requerimientos.

Es asequible, trabaja con voltaje de 230 y lo consigues únicamente en color blanco.

 

2. Klarstein New Breeze 9

Con ventilador integrado

Elaborado con una tecnología refrigerante que es amigable con el medio ambiente, el dispositivo de Klarstein funciona en un rango de enfriamiento de 16°C a 30°C.

Viene con temporizador programable, ejecuta la función de refrigerar, secar y ventilar y, además, está dotado con manguera de escape para un drenado de agua eficiente.

Es un dispositivo de menos de un metro de alto y algo pesado para su tamaño, un total de 24 kilos, sin embargo, tiene ruedas integradas que garantizan la portabilidad.

No es barato, pero en opinión de quienes ya lo tienen cumple su función y vale la pena la inversión.

 

3. Olimpia Splendid Climatizador portátil

Con eficiencia energética clase A

El modelo Dolceclima compact viene con mando a distancia. Es pequeño, fácil de mover, tiene programador automático para 12 horas y elimina el agua condensada por sí mismo, es decir, viene con sistema de evaporación.

Este dispositivo de la marca Olimpia Splendid tiene caudal de frío de 9000 BTU, capaz de refrescar perfectamente una habitación mediana.

Se trata de un equipo con precio bajo, hecho con materiales resistentes y de buena calidad, con eficiencia energética de clase A y potencia de 2300 vatios. Lo consigues en un elegante color blanco.

 

4. DeLonghi AN97 Pinguino

Compacto y silencioso

Se trata de un dispositivo pesado, con dos velocidades de enfriamiento y eficiencia energética clase A, tiene pequeñas dimensiones que no superan el metro de altura.

Viene con pantalla de visualización LED, usa voltaje eléctrico de 220 y un consumo de carga de 160 vatios.  Es un equipo potente, con capacidad de 10700 BTU, adecuado para habitaciones de hasta 95 metros cúbicos (no mayores de 35 m2).

Es notablemente silencioso, con un nivel de ruido de 52 decibelios, hace menos ruido que otros similares.

Tiene precio elevado, pero es rendidor y eficiente, si tienes cómo hacer la inversión, es una opción que deberías analizar.

 

5. Comfee MPD1-12CRN1

Cómodo y multifunción

Se trata de un aparato pequeño y liviano que tiene multifunción: ventila, refrigera y además viene con deshumidificador, lo que lo hace ideal para los alérgicos. Tiene dos posiciones de velocidad, viene con mando a distancia, ruedas de movilidad y trabaja.

También está dotado de función de filtrado de aire a través de unas rejillas ajustables y viene con sistema Slinger Up que enfría el compresor mediante proceso de condensación.  Es de bajo costo y lo consigues en color gris. Sus usuarios afirman que no es nada silencioso y cumple lo que promete sin más expectativas.

 

6. OneConcept CTR-1 v2

Eficiente y maniobrable

Al igual que otros equipos de nuestra selección este es más un ventilador con capacidad de enfriamiento que un aire acondicionado. No obstante, es muy rendidor. Tiene bajo consumo de energía y, aunque es pequeño y liviano, sus dimensiones ameritan que sea colocado en el suelo.

Se trata de un equipo con función de enfriador, ventilador y humidificador, trabaja con mando a distancia y tres niveles de potencia que mantienen adecuada la temperatura. Por sus niveles de potencia es adecuado para habitaciones pequeñas que no superen los 20 metros cuadrados

Este dispositivo, del fabricante Oneconcept, es el menos costoso de nuestra lista, viene con temporizador, es fácil de transportar y maniobrar gracias a sus ruedas giratorias. Lo consigues en blanco y negro.




¿Cuáles son las ventajas de los aires portátiles?

Tener uno de estos aparatos en tu casa entraña sus beneficios, aquí te dejamos sólo algunos de los que puedes considerar:

  • Sin restricciones: Los aparatos fijos se enfrentan a muchos desafíos y restricciones. Estructura, ordenanzas, prohibiciones de los caseros, elevados costos, entre otras, así que, ante la imposibilidad de tener un aire de ventana, esta opción es más cómoda y te quitará montones de dolores de cabeza. No sobresale de la casa, mantiene la frescura en tu casa y puedes ubicarlo donde mejor te parezca.
  • Espacio pequeño: Si vives en un lugar reducida, una habitación, un monoambiente o uno de esos mínimos apartamentos tipo estudio, una unidad portable te resuelve la vida, ya que no requiere instalación permanente y lo puedes quitar cuando sea.
  • Económico: Indudablemente estos aparatos son rentables y al mismo tiempo enfrían muy bien, de manera que te ahorrarás unos cuantos Euros no sólo en la compra del dispositivo en sí mismo, sino también con la factura de electricidad.
  • Enfriamiento donde vayas: Una de las grandes ventajas de los aires portátiles es que puedes llevarlo a cualquier lugar porque se adaptan a cualquiera que sea el propósito que tengas para él, si viajas constantemente, si te gusta ir de camping o eres de esas personas que recorren el país sobre una casa rodante, esta es la opción adecuada, tendrás comodidad y un clima fresco estés donde estés.
  • Puede enfriar y deshumidificar: Es una excelente solución para los alérgicos ya que garantizan que el nivel de humedad estará bajo allá donde tengan encendida la unidad, incluso en lugares con humedades muy altas, los portátiles son capaces de reducirla y eliminar el polvo, esa es la razón por la cual cada vez estos aparatos se popularizan más, incluso entre aquellos usuarios que ignoraban su existencia.

 

Eligiendo el tamaño correcto de tu aire acondicionado portátil

Para elegir el tamaño correcto de tu aire, en función del espacio que quieras enfriar, debes fijarte en el número de la Unidad Térmica Británica o BTU, por sus siglas en inglés.  Esta clasificación determina la cantidad de metros cuadrados de un espacio que la unidad puede enfriar con eficiencia. En la siguiente lista podrás elegir lo más adecuado según el espacio que deseas mantener climatizado:

  • 14 metros cuadrados – 7.500 BTU
  • 19 metros cuadrados – 9.000 BTU
  • 28 metros cuadrados – 10.000 BTU
  • 37 metros cuadrados – 12.000 BTU
  • 42 metros cuadrados – 13.000 BTU
  • 47 metros cuadrados – 14.000 BTU

A esta clasificación también hay que agregar las características de tu espacio, si tiene mucha humedad o si no está completamente aislado y el calor entra con facilidad. En ese caso, debes comprar una unidad más grande que la que marca la tabla de clasificación como adecuada para el espacio donde lo colocarás.

 

¿A dónde va el agua?

A medida que van enfriando, los aires portátiles deben eliminar el agua que genera el enfriamiento en forma de humedad. Con más razón si la unidad tiene también deshumidificador. Para eso, estos equipos tienen varias formas de expulsar el líquido: Algunas tienen dispositivos de vaciado que hay que colocar cerca de la unidad para drenarla, otras tienen método de evaporación total interno y no tienes que estar vaciándolo por cuenta propia. Algunas otras funcionan con drenaje por gravedad, esto es, conectando una manguera al dispositivo para que drene continuamente por gravedad, este método no es tan popular y, finalmente están bombas de condensación a las que conectas una manguera por la cual se expulsa el agua.

 

Cómo elegir un aire acondicionado portátil

Según el sitio donde vivas y las necesidades de enfriamiento que requiera el espacio que deseas climatizar, podrás elegir tu unidad portátil. Adicional a eso, hay una serie de preguntas y consideraciones que debes hacerte antes de llevar uno a casa:

¿Es adecuado para ti un aire portátil?

Si el verano te está sofocando y un sistema de enfriamiento fijo no está entre tus opciones y no te resulta suficiente un ventilador, entonces el aire portátil es justo lo que necesitas ya que refrescan la casa o la oficina de forma más efectiva que un ventilador y, lo mejor, es que lo puedes mover de un lugar a otro.

 

Capacidades de enfriamiento

Se refiere a la eficiencia con la que la unidad es capaz de enfriar el sitio donde se coloque. Aquí es imprescindible que revises las capacidades del aparato, el espacio para el cual resulta más adecuado en términos de metros cuadrados, el rendimiento, las características adicionales y el método de eliminación de la humedad. Si quieres un aparato realmente potente, busca uno con alto rendimiento.

 

Eficiencia y certificaciones

Si deseas un aire portátil que sea seguro y de bajo costo, busca unidades que califican altamente en eficiencia y certificaciones. Las unidades que cumplen con las normas de seguridad industrial y que, además, no son producidas con materiales peligrosos pueden ser una buena opción. Aquí es útil que analices la eficiencia de la unidad en cuanto a su funcionamiento y el costo energético que esto implica, para que te hagas una idea.

 

Portabilidad y diseño

Un aire no es portátil únicamente porque no se fije a la ventana o la pared. No puedes engañarte con este concepto. Si tu intención es mover la unidad de un lugar a otro de forma recurrente es absolutamente importante que consideres su peso, porque esa es la única forma en que podrás asegurar realmente la portabilidad, con mayor razón si te decides por algún fabricante cuyo aparato no lleve ruedas.

Aún cundo la unidad que compres no vaya fijo a la ventana, si es muy pesado tampoco querrás ni podrás moverlo a todos lados y no cumplirá cabalmente la función para la cual fue comprado. Aquí entra en el juego el diseño, porque de acuerdo a su diseño y estructura podrás asegurar la movilidad, para eso lo recomendable es una unidad ligera y fácil de mover, una unidad, por ejemplo, de 29 kilos es muy pesada para hacer continuamente esta proeza, además, el aparato deberá tener manguera larga para expulsar el agua y debe colocarse cerca de la ventana, así que, si tu espacio es corto, esto tal vez limite los sitios donde puedas colocar o mover la unidad. Antes de comprar, debes tener en cuenta este par de aspectos.

 

Modos de operación

Debes asegurarte, según tus necesidades, que el aire que compres tenga los modos de operación que necesitas: enfriar, calentar, secar, automático o sólo ventilador. Muchos usuarios suelen buscar el modo automático con el que se puede ajustar a una temperatura objetivo y cambiar luego al modo de enfriamiento.

 

Energía

Aquí es fundamental que conozcas cómo es el flujo de energía en tu residencia u oficina, porque si el aparato que compres no cumple con estos requisitos entonces o de entrada no funcionará, o no enfriará bien o incluso puede dañarse a la primera conexión.

Tanto los dispositivos de bajo rendimiento como los de muy alto rendimiento son contraproducentes ya que pudieras encontrar en ambos casos dificultades para instalarlo si el lugar no cumple cabalmente con ninguno de los dos parámetros, debes decantarte por aquel aparato cuyo flujo de energía coincida con el del sitio donde lo colocarás.

 

Cuestiones ambientales

Debes tener en cuenta este detalle, en especial, para garantizar la eficiencia del aparato por el cual te decidas. En este caso lo mejor es un dispositivo ambientalmente amigable.

Es oportuno que también veas donde lo colocarás, si es un lugar donde entra mucho la luz del sol, sobre todo a medio día o si, por el contrario, es un área que permanece sombreada, en estos casos deberás tener en cuenta estas particularidades para elegir la potencia.

En estos casos también debes considerar el número de personas que estarán en el espacio a refrescar y la dirección del aire en el sitio a enfriar.

 

Control

Debes elegir un aparato que te sea fácil de operar o controlar. Algunos vienen con mando a distancia y persianas, otros se controlan a través de su sistema manual, en todo caso deberás seleccionar aquel que te reporte menos dificultades.

Las unidades inteligentes se han popularizado recientemente por su facilidad de control, solo es cosa de programarlas y cambian según la temperatura y las horas que lleve encendido el dispositivo. Un temporizador también te facilitará la vida porque encenderá y pagará en determinado tiempo sin que tengas que estarte preocupando mucho por eso.

 

Duración del uso

Otro factor a considerar es cuánto tiempo deseas mantener la unidad. Si quieres que te funcione por mucho tiempo debes elegir uno duradero y de calidad. Durabilidad y fiabilidad son aspectos importantes al momento de elegir.

 

Nivel de ruido

Estas unidades pueden ser bastante ruidosas lo que resulta un elemento distractor, especialmente si están en la función máxima. Si el ruido es un problema para ti busca el menos ruidoso o analiza bien si el portátil es lo que necesitas.

 

BTU / Potencia nominal

Debes determinar la potencia nominal que necesita tu aire para enfriar de forma eficiente, esto, como ya te explicamos antes, se clasifica en unidades térmicas británicas o BTU. Para conseguir un aire que enfríe de forma eficiente multiplica la longitud de la habitación por su ancho en metros cuadrados y busca un aire con la capacidad de enfriamiento para esa medida.

Por ejemplo, hasta 18.5 metros cuadrados puede servirte un aire de 8.000 BTU; si la habitación tiene hasta 28 metros cuadrados, te resultaría útil una unidad de 10.000 BTU y así, sucesivamente según las medidas que tengan los espacios donde planeas colocarlo. Te recomendamos que, antes de comprar, consultes la tabla que te proporcionamos en este mismo artículo.

 

Filtración de aire

El aire que compres debe servir para enfriar y deshumidificar, es necesario también que purifique el aire de tu habitación, lo que quiere decir que debe librarlo de polvo y polen.

Este factor es fundamental en la elección de tu aire, ya que las funciones de filtración de aire son cada más populares entre los usuarios, sobre todo en aquellos que sufren de incontables alergias.

 

Instalación

Ya que se trata de un dispositivo que estarás moviendo constantemente, es útil que consideres su facilidad de instalación pues un aire acondicionado difícil de instalar te dará incomodidades y dolores de cabeza.

Consulta los manuales para asegurarte de que puedes comprenderlos fácilmente. También es útil que te asegures de tener las herramientas necesarias para instalar y desmontar la unidad cuando lo desees.

 

Costo de mantenimiento

Al momento de hacer tu compra es recomendable que consideres cuánto te costará hacer mantenimiento al aire: comprar piezas de recambio, hacer mantenimiento preventivo.

El soporte técnico también es útil al momento de elegir, considera si puedes obtener soporte telefónico, reemplazo de emergencia y ese tipo de servicios de parte de tus distribuidores antes de optar por un modelo en particular. Esto es necesario porque debes obtener apoyo cuando más lo necesitas. Presta especial atención a la vida útil del compresor y comprueba la garantía.