Los 5 Mejores Andadores para Ancianos




Si tienes en casa alguna persona mayor con problemas de movilidad, entonces lo que necesitas es el mejor andador para ancianos, de forma tal que su usuario pueda caminar sin cansarse a le vez que se siente seguro y estable.

A la hora de hacerte con uno de estos equipos es importante que conozcas sus características, bondades y desventajas para que adquieras el que sea menos costoso pero que a la vez se ajuste perfecto a las necesidades de su usuario.

 

¿Cuál es el mejor andador para ancianos?

Conociendo los detalles necesarios sobre de las cualidades que debe tener un buen andador para ancianos es muy importante que hagas un test que te permita seleccionar, en un solo aparato, todas aquellas características que debe tener el que compres para mayor comodidad de su usuario.

Contar con una guía de compra, con la que puedas hacer comparativas entre uno y otro, nunca está demás. Hicimos una revisión de distintos andadores que puedes encontrar y aquí te dejamos esta pequeña lista de sugerencias, donde seguro hallarás el adecuado.

 

1. Andador con frenos Homecraft 91169945

Cómodo y económico

Se trata del andador más económico de nuestra lista. Es un equipo resistente, hecho con materiales tubulares de aluminio, tiene unos 7 kg de peso y soporta hasta unos 160 kg. Es apto para usuarios de hasta 1.85 metros de altura.

Está disponible en dos versiones: una con palanca de frenos en forma de bucle que funcionan con mecanismo similar al de los frenos de una bicicleta y otra con frenos neumáticos que bloquea el andador cuando está detenido.

Cuenta con un cómodo asiento para descansar en trayectos largos y una cestita bajo el asiento que permite guardar medicinas y efectos personales.

Una de las cualidades más llamativas de este equipo es su comodidad: trae una pieza encajable que sirve de soporte para espalda y tiene asas ergonómicas regulables en altura

Es un equipo práctico, cómodo y plegable con un diseño agradable a la vista. Lo consigues en dos tonos de rojo: cuarzo y rubí.

 

2. Andador ligero de aluminio Patterson Medical 91433713

Asas y respaldo ajustable

Con un peso de unos 7 kg, este andador de cuatro ruedas engomadas con material de alta resistencia, cuenta además con asa, respaldo y asiento ajustable a la altura del usuario.

Este aparato permitirá al usuario desplazarse con destreza ya que cuenta con un sistema de frenos que se controla desde las azas cuando el usuario camina y que se bloquean cuando está sentado para evitar desplazamientos indeseados o caídas.  Sus ruedas de giro libre también ofrecen mejor movilidad.

Trae, además, un cestito bajo la cómoda y firme silla, tiene las dimensiones adecuadas para desplazarse sin problema dentro de espacios reducidos y es completamente plegable, así que puedes almacenarlo y trasladarlo fácilmente.  Es un modelo asequible y está disponible en negro y gris metalizado.

 

3. Asiento con andador Drive Medical R8BL-23

Buena relación calidad – precio – valor

Este modelo de Drive Medical es, según quienes ya lo compraron, es el que ofrece una de las mejores relación calidad – precio – valor.

Se trata de un andador resistente, capaz de soportar un peso de hasta 135 kilogramos. Tiene altura ajustable de 84 a 96 centímetros por lo que es apto especialmente para personas muy altas y hasta para quienes tienen obesidad.

Está dotado con asiento acolchado que facilita hacer largas caminatas y un sistema de frenos que dan firmeza y estabilidad con asas ergonómicas de fácil uso, incluso para personas con artrosis y con poca fuerza.

Viene con una cesta bajo el asiento y respaldo. Es plegable lo que permite buen almacenamiento y está disponible en azul con negro.

 

4. Andador de aluminio con frenos por presión Queraltó

Seguro, práctico y ligero

Si estás en la búsqueda de un andador que sea práctico y ligero este modelo cromado de Queraltó puede ser la opción que necesitas. Está hecho con materiales de buena calidad y soporta un peso de hasta 110 kg.

Puede ajustarse completamente, característica que lo hace apto para personas de cualquier tamaño, en especial para los de baja estatura, debido a sus dimensiones.

Tiene ruedas que giran 360 grados para ofrecer mayor movilidad y un sistema de frenos que funciona a presión en la empuñadura. Está dotado además con respaldo, asiento acolchado y una cestita para guardar cosas.

En opinión de quienes ya lo compraron, es un equipo apto no sólo para ancianos, sino también quienes tienen problemas de movilidad o sufren lesiones en la rodilla y tobillo.  Si ya te decidiste a comprar, esta es una opción que no debes dejar de analizar.

 

5. Andador Medline Basic

Plegable para almacenar

Al igual que otros modelos de andadores para anciano, éste de la marca Medilne está dotado de asiento acolchado, respaldo ajustable ruedas giratorias de 6 pulgadas y una cesta discreta para guardar efectos personales.

Se trata de un equipo ideal para las personas que luchan contra el equilibrio o se fatigan fácilmente. Está dotado de un sistema de frenos colocado en las asas para fácil manejo.

Es ligero y soporta un peso de hasta 113 kilogramos y ¡lo mejor! Es plegable y se puede almacenar y trasladar fácilmente. No tiene precio bajo y está disponible en el mercado en un sobrio color púrpura con negro.




¿Quién necesita un andador?

Contrario a lo que pueda pensarse un andador no es sólo para los mayores, aunque, en definitiva, éstos son sus usuarios más comunes. Quienes están en terapia, tienen problemas de movilidad por razones médicas o han sufrido lesiones que les impide estar de pie por mucho tiempo o caminar largos trayectos, también necesitan uno.

La razón principal por la que se adquiere un andador es para mejorar la movilidad con un mejor apoyo que el que puede proporcionar un bastón. Éstos equipos son útiles para las personas activas que necesitan estar fuera, pero cuya movilidad les limita caminar mucho y deben sentarse a menudo.

Otros usuarios se han decantado por un andador porque es más duradero y cómodo que el tradicional, les da mayor rapidez de movimiento y no tienen la suficiente fuerza para levantar aquellos aparatos desprovistos de ruedas.

 

Cómo elegir un andador?

A la hora de elegir un andador lo importante es la comodidad, seguridad y estabilidad de su usuario, para ello, es necesario tener en cuenta una serie de características que te ayudarán en la elección del aparato adecuado:

  • Altura del mango: Esta es una de las características más importantes a la hora de elegir un buen andador, ya que de la altura del mango dependerá si el usuario se siente cómodo y seguro para descansar su peso en el aparato. Esto dependerá de la estatura de quien lo usa. Lo idea es que la altura del mango mida lo mismo que el resultado que se obtiene de medir el pliegue de las muñecas del usuario, estando de pie, hasta el suelo.
  • Asiento: Es importante tener en cuenta la altura, el material y la forma del asiento. Por ejemplo, los asientos acolchados y contorneados son mucho más cómodos que los de plástico duro, más aún si se tiene en cuenta que los usuarios de andadores suelen ser personas frágiles o con lesiones que necesitan la mayor comodidad posible. De igual forma es necesario considerar si la altura del asiento es ajustable porque éste también es un factor de comodidad.
  • Dimensiones: Este también es un factor a considerar si quien lo usará vive en lugares con espacios de acceso y salida de medidas estándar. La mayoría de los andadores con ruedas tiene dimensiones de 22 pulgadas o más, una medida más grande que la de cualquier puerta estándar para baño o habitación. Este escollo puede ser fácilmente franqueable si el aparato es plegable, pero hay que tener en cuenta si el usuario tiene la fuerza para armarlo cada vez que entra o sale del baño. También es útil tener en cuenta este dato si la persona es muy alta, muy baja o tiene problemas de obesidad, en todos los casos las dimensiones deben ser de acuerdo a sus necesidades y comodidad.
  • Capacidad de peso: Aquí hay dos factores a tener en cuenta: El peso que soporta el aparato y lo que pesa el aparato. Por una parte, es muy importante que sepas cuánto peso soporta el andador y así podrás adquirir el que se ajuste más a las necesidades del usuario y donde se pueda apoyar sintiendo firmeza y seguridad. Por otro lado, es vital que sepas cuánto pesa el aparato si tienes que almacenarlo, levantarlo para transportarlo o subirlo por las escaleras.
  • Número de ruedas: Los puedes conseguir de dos, tres y hasta de cuatro ruedas. Los de dos ruedas son muy parecidos a los andadores tradicionales, los llamados marcos de paseo de estilo antiguo, tienen un par de ruedas en las dos barras delanteras lo que permite levantar ligeramente el extremo trasero y empujar el andador hacia adelante con facilidad.

También están los de tres ruedas que suelen ligeros, estrechos, livianos, fáciles de dirigir y ofrecen un radio de giro más apretado; ni los andadores de dos ruedas o los de tres vienen con asiento.

Están también los andadores de cuatro ruedas que vienen con asiento, no requieren ninguna elevación para moverse a través del suelo nivelado y ofrecen más opciones accesorias que las otras variedades. Es útil también que las ruedas sean grandes, de 8 o más pulgadas ya que este tamaño permite al usuario desplazarse mejor y empujar mejor el andador en suelo irregular.