Las 5 Mejores Mesas De Masaje Para Una Experiencia De Comodidad Y Placer

¿Buscáis ofrecer la mayor comodidad a vuestros clientes o pacientes? Entonces lo que vosotros necesitáis es la mejor mesa de masaje. Vosotros sabéis que vuestros clientes y pacientes se merecen la mejor comodidad y placer en cada una de las sesiones de masajes o terapéutica que vosotros ofrecéis.

El espacio en el que se trabaja y la superficie en la que se colocan a vuestros clientes y pacientes puede optimizar en gran medida toda la experiencia de placer y relajación que vosotros ofrecéis con vuestros masajes.

Pero no os preocupéis si ni sois masajista o terapeuta, estas son unas valiosas herramientas para salones de belleza, estudios de tatuaje, centros de medicina china y muchos otros espacios prestos a brindar comodidad a su clientela. Incluso es una herramienta muy útil para tener en casa para poder consentir a vuestra familia con una rutina de masajes domésticos. Consentid y dejaos consentir.



¿Cuál es la mejor mesa de masaje?

¿Ya queréis comprar vuestra propia camilla portable? Encontraréis un abanico de opciones con una variedad de calidad y, por supuesto, de precio.

No os dejéis deslumbrar por los primeros modelos que veáis, nosotros os ofrecemos la oportunidad de hacer una excelente compra gracias a la información que os presentamos para que estéis mejor preparado y una lista comparativa con la mejor selección de productos con la mejor relación precio-valor.

 

Mesa de masaje plegable Socopedic Rhea

Calidad comprobada

No es el modelo menos costoso de la lista, pero cuenta con una excelente y muy amplia garantía de 3 años. A su vez, tiene un peso muy conveniente para transportarla de apenas 11 kg, aunque es capaz de resistir hasta 204 kg. Incluye patas telescópicas de aluminio con ajuste de altura.

Cuenta con espuma bi-densité para mayor comodidad y revestimiento ‘SkinTouch’ que combina comodidad, flexibilidad y fácil lavado. Disponible en negro, marrón, ciruela y gris.

 

Mesa de masaje portátil Mari Lifestyle

Cómodo y elegante

Pesa tan sólo 14kg sin los accesorios que incluye, que son reposacabezas desmontable, soportes de brazos y reposabrazos. Está completamente hecha con haya alemana y cables de soporte de acero para una mayor confiabilidad en el soporte que permite un peso máximo de 273kg

Su material que simula el cuero es completamente lavable y capaz de soportar el aceite y el agua por igual, cómodo y elegante de color morado. Incluye bolsa de transporte.

 

Camilla de masaje Klarfit MT 500

Compartimientos colgables para libros

Perfecta para sesiones en posición sentada o yaciente. Se adapta a vosotros con altura regulable, respaldo regulable en 10 niveles, apoyacabezas y reposabrazos extraíble. Pesa tan poco que es muy fácil de llevar y colocar en el bolso que incluye.

Mientras vuestro cliente recibe el mejor masaje puede leer un libro o revista gracias al compartimiento colgable con el que cuenta este modelo. ¡Es un modelo muy fácil de colocar y de guardar! Precio asequible.

 

Naipo Mesa de Masaje profesional

Los usuarios aman su calidad

Cuenta con una cubierta muy suave y resistente que aporta comodidad a la primera probada. Además, posee 3 zonas plegables y viene equipada con una almohada para cara, reposacabezas y apoyabrazos ajustables de lujo, todo esto acompañado por un estuche de transporte.

Este modelo de alta calidad se ajusta a vuestro dinamismo puesto que es ligero, pero firme y muy versátil, así lo indica la opinión de usuarios satisfechos con este producto económico y confiable.

 

TecTake Camilla de masaje plegable

Precio imbatible en el mercado

Su presentación en negro o en beige es completamente elegante y cuenta con un plegado rápido para ahorrar espacio y tiempo durante el almacenamiento y el transporte. Posee una funda de vinilo resistente al agua y al aceite.

Este modelo ofrece a precio bajo, el mejor del mercado, una total comodidad y personalización a gusto gracias al ajuste de altura, cuello y brazos a gusto del usuario.




¿Qué es una mesa de masajes?

Esta es la herramienta más básica y primaria que todo terapeuta profesional debe tener, la inversión más importante. Se trata de un artefacto que le proporcionará la comodidad necesaria a vuestro cliente, pues le permitirá adquirir la posición adecuada para recibir un masaje profesional e integral.

Consiste en una tabla recta, pero muy confortable, pues debe proveer al receptor del masaje de comodidad para acostarse o sentarse en ella, pero suficientemente sólida como para soportar la presión que ejerza el masajista sobre los músculos del cliente.

En el mercado existe una amplia gama de ellas en donde podréis encontrar modelos con accesorios incluidos que aumentan la comodidad del usuario, así como con opciones de apertura automática.

Aunque esta mesa o banco de masaje son principalmente utilizadas por terapeutas, médicos, enfermeros e incluso cosmetólogos profesionales también encuentran una utilidad en ellas, así como pueden ser excelentes aliados en un salón de belleza, estudio de tatuajes y hasta para tener en el hogar, sobre todo para familias con miembros de edad avanzada.

 

Tipos de trabajos que pueden hacerse en una mesa de masajes

Es siempre bueno tener en mente todo el provecho que os podéis sacar a vuestra mesa de masajes. Si bien es cierto que en estas mesas son muchos los tipos de masajes que se pueden hacer, desde de sanación muscular, pasando por el masaje sueco hastag los orientales o la quinesiterapia, es bueno identificar cuáles son para saber si vuestra mesa es lo suficientemente resistente como para soportar lo trabajos que tenéis pensado hacer en ella.

Incluso, si pensáis darle otros usos además de dar masajes, es bueno saber si vuestra mesa cuenta con características que pueden hacer más óptimo el trabajo a realizar y que os aseguréis que es la indicada para vosotros.

  • Masaje de tejido profundo, de punto de gatillo o deportivo: la característica primordial que debe tener una mesa destinada para este tipo de masaje es que sea robusta. Masajes propios de la fisioterapia o un masaje de esta magnitud necesita que se realice sobre una superficie fuerte y resistente, perfecta para soportar la presión que se maneja. Por lo que una mesa ligera como las de aluminio no serán opción en estos casos.
  • Prácticas energéticas: Esto abarca lo que es la reflexología, el tacto terapéutico, el reiki o las terapias crane sacras. Ninguna de estas prácticas deben ser realizadas en mesas o camas que estén hechas de metales pesados o que estén compuestas por un relleno pesado.
  • Terapias de masajes orientales: En este caso nos referimos a las terapias de masaje como shiatsu o tailandés, por ejemplo. Y estas van muy bien con mesas ligeras que ofrezca una gran variedad de opciones o al menos que pueda colocarse a la altura del piso pues estos masajes suelen complementarse con mucho trabajo a nivel del piso.
  • Tratamientos de spa: Lo más usual en este caso es que se requiera que la persona esté sentada o reclinada, pero nunca completamente acostada, sobre todo en caso de tratamientos estéticos, faciales, depilación, incluso para realizar tatuaje. Por lo que una mesa que se pueda cambiar de posición y reclinar al máximo es lo ideal, incluso con un respaldo regulable.

 

¿Qué considerar al escoger la mejor mesa de masajes portátil?

Una mesa de masajes portátil es la mejor opción cuando se trata de terapias a domicilio, si necesitáis una mesa para vuestro trabajo o incluso para vuestro hogar. El gran factor es que suelen ser plegables y están completamente diseñadas para adaptarse a vosotros y vuestra movilidad, es decir que son ligeras y compactas para llevar, pero también son ideales para almacenar debajo de cama o detrás de la puerta del armario.

No vayáis a pensar que por ser plegable estas mesas son menos cómodas o que no cuentan con los accesorios que necesitáis. Esta camilla portátil, en muchos casos, incluye reposacabezas, apoyabrazos desmontable y hasta almohadilla para la cara que incluso son bastante cómodos de transportar.

Encontraréis muchas mesas en el mercado con una variedad de características y estilos importante así que necesitáis tener claras vuestras necesidades para poder hacer una elección inteligente, además, de prestar atención a las cosas que a continuación os explicamos:

 

Tamaño

Puede decirse que estas mesas vienen con una medida más o menos estándar porque los tamaños entre una y otra no varían demasiado. Podéis conseguir camilla de masaje de 1,9 metros de largo y unos 0,7 metros de ancho. Pero las medidas más usuales son las de 1,8 metros de largo y 0,6 metros de ancho. Si bien se adecuan al largo usual de una persona, es bueno que sepáis que mientras más larga sea la mesa, más complicada será de llevar por las complicaciones que puedan existir para encajar en un automóvil.

 

Ajustes de altura

Precisamente por la altura de usuario y la portabilidad, es muy conveniente contar con una mesa permita hacer un ajuste en la altura de la misma y la buena noticia es que la mayoría de ellas lo son.

Esto es excelente porque así vuestro cliente no tendrá que tensar sus músculos de más, sobre todo los de la espalda, además de la comodidad que podrá ofrecerle mientras realizáis el masaje.

Aunque no todas lo son, las que son de altura ajustable pueden permitirse variar entre 0,5 y 0,9 metros. Una capacidad de apertura importante que permitirá que sea ajustable a casi cualquier usuario.

 

Peso

Cuando estáis pensando en una mesa para masajes portátil seguramente estáis pensando también en una ligera para poder llevar. Sin embargo, también es importante que no sea tan ligera para que pueda soportar el peso que soportará además de la presión que ejerceréis en el destinatario del masaje.

Es así como hay entonces dos pesos involucrados, el propio de la mesa y el que esta puede cargar. La mayoría de las mesas plegables pueden soportar hasta un poco más de 180 kilos, un umbral bastante amplio. No obstante, podéis aumentar las posibilidades de resistencia hasta unos 249 kilos, pero para eso deberéis recurrir a modelos muchos más costosos.

Pero no os preocupéis por el peso al llevarlas. Precisamente las portátiles están completamente diseñadas para soportar grandes pesos sin perder la capacidad de ser muy livianas y portables. Para poneros en contexto, el peso que pueden tener es de 20 a 22 kilos.

 

Madera o aluminio

La mayoría de los modelos de mesas plegables vienen diseñados en madera y esto es porque es un material que además de resistente es liviano, contario al aluminio que es un material que si bien puede ser liviano no es muy resistente.

Las mesas hechas de aluminio tubular cuentan con una menor capacidad de soportar peso. Por el contrario, las mesas de madera están hechas de madera sólida, tratada para que dure el mayor tiempo posible y para que soporte mucho más peso durante su uso.

 

Espuma

La espuma no es más que el acolchado de la superficie de la mesa terapéutica que permite que la persona que recibe el masaje esté lo más cómoda posible durante la sesión. Debéis saber que mientras más gruesa sea esta espuma, más cómoda resultará para el usuario.

En los modelos más comunes podréis encontrar una espuma de unos 5 centímetros mientras que si os pasáis por modelos más lujosos y también costosos, se encontrará con que la amortiguación puede alcanzar incluso los 10 centímetros.

5 centímetros de espuma es bastante aceptable. Sin embargo, debéis cuidar también la calidad de esa espuma que deberá ser de partículas pequeñas, densa y suficientemente firme. La espuma de memoria es una buena opción porque puede volver a su forma original a pesar de tener encima un gran peso. Por otro lado, las más delgadas ligeras pueden perder su forma muchísimo más rápido de lo esperado, después de cierto uso.

 

Tapicería

Una buena tapicería os asegurará que la mesa será cómoda, será duradera y tendrá un muy buen aspecto. Lo mejor en este caso es el cuero por ser un material fuerte, natural y sin riesgos de reacciones alérgicas.

Otro atributo del cuero es que permite que la mesa sea fácil de limpiar, recordad que en estas sesiones es común el uso de líquidos y aceites y la mayoría de las mesas de masaje plegables cuentan con cuero PU que ha sido diseñado para ser totalmente impermeable y resistente estas sustancias.

 

Sistema de cable

Este es uno de los puntos más importantes en una mesa plegable porque se trata del sistema que permitirá que la mesa sea estable durante su uso, es decir, que es la forma por la cual el pliegue se asegura para estar erguido durante el tiempo que tengáis al usuario encima de ella.

Por esto, este sistema debe ser lo suficientemente fuerte, seguro y confiable. Pero, descuidad que este sistema de cable en la mayoría de las mesas de masajes portátiles disponibles en el mercado es del mismo calibre y posee la misma fuerza que los cables de un sistema de frenos de un coche. ¡Súper resistente!

 

Garantía

La garantía siempre varía de acuerdo al fabricante de vuestra mesa. Mientras deis un uso adecuado a vuestra mesa de masaje y se utilice de acuerdo a las indicaciones que os señale vuestra garantía no debería preocupar por al menos un año que es lo que duran la mayoría de estas camillas de buena calidad.

Sin embargo, hay modelos en los que las marcas creen tanto que pueden llegar a ofrecer entre 3 años y toda la vida de garantía.

No obstante, debéis revisar bien cuáles son las partes que entran dentro de esta garantía porque podría ser sólo para el sistema de cable y la calidad de la madera o incluso incluir otras partes como la espuma, todo depende nuevamente de vuestra marca.



DEJA UNA RESPUESTA